Responsive Image

¿Qué es el autoconsumo con excedentes?

Como ya sabemos, elegir autoconsumo fotovoltaico significa un ahorro real en nuestra factura. No solo puedes ahorrar por lo que dejas de consumir de la red eléctrica con tu instalación de paneles solares, sino también puedes sacar beneficio de la energía que produces y no consumes, lo que llamamos los excedentes de autoconsumo.  

¿Qué hacemos con nuestros excedentes de producción de las placas solares de nuestra casa o empresa?

En principio existen dos modalidades a las que podemos acogernos para dar una salida rentable al excedente de energía que no utilizamos, vertiéndola a la red eléctrica. 

Tendremos que elegir entre autoconsumo con excedentes acogido a compensación o el autoconsumo con excedentes sin compensación, ya que no es posible acogerse a las dos modalidades a la vez. 

¿En qué consiste la modalidad de compensación de excedentes en la producción fotovoltaica?

La modalidad de compensación de excedentes consiste en qué tú viertes la energía sobrante de tus placas solares a la red y te compensarán con la factura de la luz. Es decir, por cada kWh que viertes en la red, la comercializadora te descontará del consumo de tu factura el precio que tengas acordado. 

Pero el descuento que nos hace la comercializadora por la energía excedente vertida en la red tiene un límite. Eso significa que nunca nos van a ingresar dinero, como máximo podemos obtener el precio de nuestro propio consumo, y que la factura sea cero. 

Tengamos en cuenta además que el descuento se aplica sobre la parte variable de la factura, es decir, sobre nuestro consumo. Los costes habituales como la parte fija de la potencia, el alquiler de contador y los impuestos los vamos a tener que seguir pagando, al menos mientras sigamos conectados a la red eléctrica. 

¿Cómo funciona la venta de excedentes de producción fotovoltaica sin compensación?

La modalidad de autoconsumo con excedentes sin compensación funciona de manera similar con el tema de verter los excedentes de producción de nuestra instalación fotovoltaica a la red eléctrica. Pero en este caso no habrá una compensación en forma de descuento en la factura de la luz, sino que la energía que no se haya consumido se venderá a la comercializadora al precio actualizado del mercado eléctrico. 

El requisito para utilizar esta modalidad y vender tus excedentes es elegir entre formalizar un acuerdo de representación en el mercado eléctrico con alguna comercializadora o darte de alta como productor en el Registro Administrativo de Instalaciones de Producción de Energía Eléctrica (RAIPRE), con los trámites correspondientes de cada modalidad. 

En los dos casos no puedes eludir una serie de obligaciones fiscales y tributarias que conlleva una actividad económica y, por tanto, tendrán que figurar en la declaración de la renta y deberás solicitar una licencia de actividad del Ayuntamiento. 

 

solar